Una cubeta de huevos lista para dar a los consumidores todas las proteínas de un huevo.

Conoce 7 beneficios de la yema de huevo

La yema de huevo, un ingrediente icónico en la cocina y un componente esencial en muchas recetas, tiene una presencia inigualable tanto en la gastronomía como en la nutrición. Su color dorado y su textura cremosa la distinguen en cualquier plato, pero ¿sabías que detrás de su apariencia se esconde un tesoro de bondades para la salud?.

En Huevos Oro®, exploraremos a fondo la yema de huevo y desvelaremos su papel fundamental en nuestra alimentación diaria.  

Descubriremos por qué este pequeño pero poderoso componente merece toda nuestra atención en la cocina y en la búsqueda de una dieta equilibrada. 

Desde su composición única hasta su versatilidad en la cocina, nos sumergiremos en el mundo de la yema de huevo para comprender mejor su importancia y cómo podemos aprovechar al máximo sus cualidades. 

¿Qué es la yema de huevo? 

La yema de huevo es la parte central y amarilla del huevo, rodeada por la clara, que generalmente se encuentra en estado líquido o semilíquido.  

Esta parte del huevo es fundamental para el desarrollo del embrión en los huevos fertilizados de aves, pero en los no fertilizados, como los que consumimos habitualmente, su función es proporcionar nutrientes importantes para nuestra salud. 

Desde el punto de vista nutricional, la yema de huevo es increíblemente rica en una amplia cantidad de nutrientes esenciales. Contiene una concentración significativa de proteínas de alta calidad, así como una variedad de vitaminas y minerales clave.  

Entre estos nutrientes se encuentran las vitaminas A, D, E y K, ácidos grasos esenciales y antioxidantes como la luteína y la zeaxantina. 

La yema de huevo también es conocida por su alto contenido de colina, un nutriente esencial para la salud del cerebro y el sistema nervioso. Además, es una fuente importante de hierro, un mineral crucial para la producción de glóbulos rojos y el transporte de oxígeno en el cuerpo. 

Un huevo en la mano de una persona.

 

 7 beneficios de la yema de huevo 

La yema de huevo es más que un simple ingrediente en la cocina; está cargada de beneficios para la salud que vale la pena conocer. 

1. Alta en nutrientes esenciales

La yema de huevo es una fuente concentrada de nutrientes esenciales para el cuerpo humano. Contiene proteínas de alta calidad que proporcionan los aminoácidos necesarios para la reparación y el crecimiento celular.  

Además, es rica en vitaminas liposolubles como la vitamina A, importante para la visión y la salud de la piel; la D, crucial para la absorción de calcio; la E, un antioxidante que protege las células del daño oxidativo; y la K, esencial para la coagulación sanguínea. 

2. Promueve la salud cerebral

La colina presente en la yema de huevo es un nutriente esencial para la función cerebral. Ayuda en la producción de neurotransmisores y está implicada en la formación de la membrana celular, lo que contribuye al desarrollo cognitivo, la memoria y el aprendizaje. 

Salud cardiovascular

Aunque la yema de huevo contiene colesterol, se ha demostrado que consumirla con moderación no aumenta significativamente el riesgo de enfermedades cardíacas en la mayoría de las personas.  

De hecho, se cree que puede mejorar el perfil lipídico al aumentar los niveles de lipoproteínas de alta densidad (HDL), conocidas como el “colesterol bueno”.

Salud ocular 

La yema de huevo es una excelente fuente de luteína y zeaxantina, dos antioxidantes que se acumulan en la retina y protegen los ojos de los daños causados por la luz ultravioleta y los radicales libres.  

Estos nutrientes pueden reducir el riesgo de degeneración macular y cataratas, dos de las principales causas de pérdida de visión en personas mayores. 

Fortalece el sistema inmunológico

La vitamina A presente en la yema de huevo es importante para el sistema inmunológico, ya que ayuda a mantener las mucosas saludables, incluidas las del tracto respiratorio, gastrointestinal y urinario, que actúan como barreras naturales contra las infecciones. 

Promueve la salud ósea

La vitamina D presente en la yema de huevo es crucial para la absorción de calcio, un mineral fundamental para la salud ósea. Una ingesta adecuada de este nutriente puede ayudar a prevenir la osteoporosis y otras enfermedades óseas, especialmente en personas mayores. 

Facilita la absorción de nutrientes

Las grasas saludables presentes en la yema de huevo ayudan a mejorar la absorción de ciertos nutrientes liposolubles que son esenciales para diversas funciones en el cuerpo, incluida la regulación hormonal, la salud de la piel y la coagulación sanguínea.

Una cubeta de huevos oro recién recogidos.

La yema de los huevos de gallina libre de jaula 

Si bien todos los huevos tienen estas características dentro de sus yemas, los huevos de gallinas libres de jaula presentan diferencias importantes. 

En Huevos Oro® tenemos certificación de bienestar animal en cada una de nuestras líneas. Lo que significa que nuestros productos cumplen con estándares de calidad en el proceso de cuidado y alimentación de las gallinas. 

Las gallinas libres de jaula tienen libertad de moverse, explorar y expresar comportamientos naturales, lo que permite que vivan tranquilas y cómo llevan su día. 

Esto puede tener un impacto positivo en la calidad de vida de las aves y, potencialmente, en la de los huevos que producen. 

En Huevos Oro Las gallinas son alimentadas con una dieta especial creada por nuestros nutricionistas basada en materias primas de origen vegetal, dando como resultado un alimento de alto valor nutricional y con la frescura, calidad y sabor superior que nos caracteriza. 

Esto tiende a resultar en que las yemas de nuestros huevos son más consistentes y la calidad de los nutrientes que hay dentro de ellas está garantizada. 

Las yemas de huevos de gallinas criadas en libertad no solo ofrecen beneficios nutricionales adicionales, sino que también promueven el bienestar animal y reflejan prácticas agrícolas sostenibles. 

Si quieres conocer más de nuestros productos, Haz clic aquí. 

FUENTE: 

https://www.recetasnestlecam.com/escuela-de-sabor/ingredientes/yema-de-huevo